Portada En legítima defensa

Hace unos días Bartleby Editores puso en circulación la antología poética En legítima defensa (Poetas en tiempos de crisis), un libro en el que 226 voces poéticas actuales, de todo el estado español, entre los que se encuentra la mía (mi contribución se titula “Días de óxido”), escriben sobre, o por decirlo de una manera más precisa, en o desde este período convulso que nos ha tocado en suerte, al que unos llaman crisis, y otros, entre los que me vuelvo a encontrar, llamamos, dejando a un lado los eufemismos, estafa (y quizás sería mucho más atinado aún anteponerle el prefijo “macro” para nombrarla con el término macroestafa).

Abre el libro, a modo de introducción, un breve pero certero prólogo del poeta Antonio Gamoneda, uno de los pesos pesados de la actual poesía española, en el que el autor deLibro del frío se pregunta cuál debe ser el papel de la poesía ante el capitalismo salvaje que padecemos desde hace tiempo y sus terribles secuelas: desahucios, sufrimiento, paro, etc., etc. La conclusión a la que llega el poeta asturleonés, es que la poesía, “no puede modificar directamente la praxis financiera pero sí puede intensificar las conciencias, propiciar la adopción de un pensamiento operativo.”

Ni que decir tiene, que yo sí soy de los que opinan que la poesía puede cambiar las cosas, como ya he dejado escrito en algún que otro poema. Y ahora, para que nadie se piense que soy imbécil, añado: tal vez, cambiar, lo que se dice cambiar, no cambie nada. Pero como poeta que escribe aquí y ahora, tengo la obligación moral de, al menos, intentarlo. Como digo, es nuestra obligación, en tanto en cuanto que poseemos la palabra y con ella trabajamos, denunciar los abusos, las tropelías, la deshumanización, la falsedad, en definitiva, la mala leche de un sistema político y financiero que excluye a miles y miles de personas. O por decirlo de una manera clara y directa, como poeta que escribe aquí y ahora, tengo la obligación moral de tocar los cojones a los que tanto sufrimiento están dejando a su paso, llámense políticos, banqueros o empresarios.

Entre las 226 voces que participan en este trabajo colectivo, están las de Francisca Aguirre, Caballero Bonald, Felipe Benítez Reyes, Juan Carlos Mestre, Noni Benegas, o la del propio Antonio Gamoneda, entre los más populares y premiados; y Antonio Orihuela, Jorge Riechmann, Gsús Bonilla, Isabel Pérez Montalbán, Isabel Bono, Marta Navarro, David González, Ana Pérez Cañamares, Enrique Falcón, Inma Luna, Matías Escalera o David Bobis, entre los que me pillan más cerca (ideológica y poéticamente hablando, se entiende) y escriben una poesía mucho más combativa que los mencionados más arriba.

En legítima defensa (Poetas en tiempos de crisis) es un libro bastante recomendable (y por cierto, con un precio muy, muy ajustado, lo que es de agradecer), aunque como ocurre con este tipo de antologías en las que conviven autores de distintas tendencias, edades y sensibilidades estéticas, cada lector tendrá sus preferencias e incluso habrá poetas y poemas que no le produzcan ni frío ni calor. En cualquier caso, creo que la iniciativa de Bartleby Editores es un magnífico ejemplo de lo que el mundo de la poesía puede y debe hacer para dejar claro cuál es su bando y en qué parte de la barricada se encuentra, porque como dice el verso de Alfonso Xen Rabanal que pone el punto y final a esta antología de poetas en tiempos de crisis, “poeta, sí, significa revólver.”

Nota: En legítima defensa (Poetas en tiempos de crisis) está siendo presentado en diferentes lugares de todo el Estado español. En Granada la presentación tendrá lugar el día 24 de abril, a las siete y media de la tarde, en la librería Babel, y por allí estarán, entre otros, Pepo Paz, director de la editorial, Felipe Alcaraz, uno de los participantes en el libro, que ejercerá de presentador, y leyendo sus colaboraciones, Miguel Ángel Contreras, Juan Carlos Abril, Pedro Luis Casanova, José Manuel Molina Damiani y yo mismo.

(Texto Rafael Calero extraído de MARGEN IZQUIERDA)

LUGAR: Librería Babel

FECHA: 24 DE ABRIL

HORA: 19,30 H.

GERMAN 01

Cuando Germán Coppini aparece, a título póstumo en un cartel, lo que ocurre a continuación debe ser lo más parecido a una “Fiesta de los maniquíes”. Así fue el sábado en Granada, de eso no teníamos ninguna duda. Indagamos un poco sobre la organización del evento. Parece ser que, quien debió actuar, dar un concierto que repasara su carrera artística y reunir a grandes amigos era el propio Coppini. Su prematura desaparición dejó en el aire no sólo sus últimos proyectos sino también ese concierto que de alguna manera tenía que pasar por una ciudad donde tanta afición hay por la música.

GERMÁN 02

Quizás por eso, entre otras cosas, Desirée Huete (Distortiongirld) decidió reunir el sábado a su última banda (Néctar) y muchos de sus amigos para ofrecer un homenaje al que ha sido uno de los grandes músicos y compositores de la historia reciente de la música española.

GERMÁN 03

Como dicen los franceses “avec l’air decontracté”, un espectáculo muy entre amigos que reflejaba la camaradería de quienes estaban allí con el nexo común de Coppini. Tanto arriba del escenario como abajo, entre el público, entre todos los que le habían seguido en su fructífera carrera y les daba igual en qué grupo “militara” el espíritu de homenaje era patente entre la gente.

GERMÁN 04

Eran seguidores de Germán Coppini y no esperaban ver actuaciones perfectas y ensayadísimas, sino escuchar, una vez más, las canciones de alguien que ha marcado tanto musicalmente a una generación que, como puedo verse también ayer en la media de edad presente en la sala, ahora pasa de los cuarenta.

GERMÁN 05

Con un resultado muy espontáneo, como muy casual todo lo que iba ocurriendo en ese encuentro musical, tras la apertura del concierto por parte de Néctar, fueron pasando por el escenario artistas de la talla de Paco Chica (Sesión de noche, Dorian Gray), Quini Almendros (La Guardia, Mezcal, Edad del Bronce), Santi Rex (Niños del Brasil) con Edu Mecanismo, Raúl Bernal (Jean Paul), Antonio Luque (Sr. Chinarro), Pablo Novoa (Golpes Bajos), Lagartija Nick (formación original), J.J. Machuca (Lori Meyers), Six AM, Miguel (Maga), José Sabio “Maroto” (KGB), Ricardo Texeidó (Danza Invisible), José Antonio García (091) y la misma Desirée Huete a los teclados.

GERMÁN 06

Muchas ganas de hacer cosas, la mejor de las intenciones y mucha música. Una banda sonora, entre una densa humareda que dio sensación de turbidez onírica a las actuaciones, por supuesto con canciones del propio Coppini. Versiones, a veces muy personales,  que en muchas ocasiones fueron coreadas por el público (casi dos tercios de sala a mitad del concierto), especialmente por los seguidores más fieles del artista santanderino que se movió en los más variados registros sonoros entre el rock, el punk y que es imprescindible para conocer y comprender la movida y grupos como Golpes Bajos o Siniestro Total.

GERMÁN 07

No faltaron, entre otros muchos, temas como “Alien divino”, “Cena recalentada”, “Me pica un huevo”, “No mires a los ojos de la gente”, por supuesto su archiconocida “Malos tiempos para la lírica” y el final, con la voz de José Antonio García y el resto de músicos sobre el escenario cantando “Fiesta de los maniquíes” para poner el fin de fiesta a una noche que no pretendía ser más que un homenaje y, como tal, tuvo los ingredientes para cumplir con dignidad el expediente, resultar divertida para los asistentes y, esperamos que también para los propios músicos presentes en el cartel. Pero sobre todo, ser lo que quiso ser, un homenaje.

GERMÁN 08

GERMÁN 09

GERMÁN 10

GERMÁN 11

GERMÁN 12

MOTHER 01

Uno de los conciertos trae a la gente más joven al Planta Baja es el de The Buzz Lovers + Mother Gunque, por segundo año consecutivo, han sido capaces de reunir un numeroso público en un concierto homenaje a Nirvana que este año, además, coincidía con los veinte años de ausencia de Kurt Cobain y con los muchos recordatorios que se han hecho por ese motivo en los distintos medios.

MOTHER 02

Con una puntualidad inglesa que casi se podría tachar de excesiva conociendo la costumbre local de tapear antes de ir a un concierto, abriendo la noche, con una fuerza arrolladora y unas ganas de comerse el escenario que supieron contagiar de inmediato al público asistente, Mother Gun hacía un pre estreno del que va a ser su próximo LP, un disco de estudio que llega de la mano de productor británico Harold Burgon y que va a dar mucho que hablar este año.

NIRVANA01

Sin dejar atrás los temas más cañeros de su anterior trabajo, como “Cool to hate” o “In the Storm” en los que sus seguidores se dejaron la piel con el grupo, el intenso olor a sudor y cerveza que impregnaba la sala era el termómetro que indicaba lo mucho que se estaba saltando y bailando con ellos. La fuerza, casi bestial, de los pogos a pie de escenario, otro de los indicadores del éxito de la noche.

NIRVANA02

Intensos, fuertes y cañeros los temas nuevos en los que la banda ha dado un vuelco brutal a su música y se ha adentrado en sonidos mucho más cercanos al hard rock sin dejar de lado el sonido grunge noventero que les caracteriza. Hay que escuchar su “Serotonine” o “Electricity” para ver por dónde van a ir los tiros ahora porque, lo que viene son disparos a quemarropa de rock y, si al enorme sonido que tienen en directo estos granadinos, le añadimos una puesta en escena donde la actitud denota el empuje con el que se enfrentan a cada directo tenemos como resultado un espectáculo que derramará ríos de sudor por donde vayan.

LEER MÁS

Todas las fotos del evento en: https://www.facebook.com/media/set/?set=a.475221302604758.1073741880.205284619598429&type=1

 

emer01

Comienza una vez más, en su tercera edición ya, la que se prevé va a ser la que más asistencia de público tenga del Emergentes Planta Baja. Esta vez, sólo mirando los grupos clasificados, ya se puede intuir un reñido primer premio y muchas dificultades para elegir a los tres semifinalistas pero, como punto positivo, bastante variedad en cuanto a los estilos que van a competir para hacerse con ese primer puesto.

El sábado era el turno de tres grupos completamente distintos entre sí. Los primeros, Enrique Octavo, con un pop ¿de actitud punk? O_O vale. Aceptamos barco. En el grupo escuchamos a José Bolívar (voz), Josh Moreno (bajo), Carlos Gimeno (batería) y Dámian Fromm (guitarra) todos ellos procedentes de otros grupos locales como Laserbia, Mother Against Drug o The Mondays que, juntos, vuelven a probar suerte con una banda formada en 2007 que se plantea como meta darse a conocer de verdad este año.

Con una actuación que comenzó algo floja, no sé si por la poca presencia de público al comienzo de su actuación o por el hándicap que supone abrir un concurso de este tipo, pero que se fue viniendo arriba a partir del tercer tema. Con temas de su EP “Tiempo perdido” como “Un pato antes que un cisne”, “Todo el tiempo que has perdido” o “Que le corten la cabeza”, un tema muy alusivo al nombre del propio grupo. No consiguieron arrancar al público a pesar de que, media hora después, finalizando su actuación, el grupo ya había entrado en calor y comenzaba a trasmitir lo que se intuye va a ser la actitud y trayectoria de una banda que ya hemos visto en carteles locales para próximas fechas.

Valoración personal (e intransferible): 6/10.

Emer02

Tras ellos, una propuesta que se ha afianzado desde la presentación de este particular proyecto folk tan peculiar. Se trata de El Osombroso y sonriente folk de las bandland, un grupo cuyos componentes son, no sólo conocidos en la escena granadina,  sino también muy apreciados y valorados como los grandes músicos que son todos ellos. Se trata del proyecto de Antonio Travé “El Oso de Benalúa” (guitarra y coros) e Isaac Fernández Cruz (guitarra y voz principal) a quienes, para la ocasión, se unían dando color y consistencia a la banda Antonio Pelomono (washboard o tabla de lavar de toda la vida) y Paco Duende “Molina González” (mandolina y cucharas soperas) aportando un toque que resulta no sólo enriquecedor sino imprescindible para que el proyecto adquiera solidez y el impulso final que necesitan. Con una estética country benalúa style estos chicos tienen claro qué tipo de música quieren hacer.

Con la baza a favor que suponen la apertura de mentes (y oídos) que está suponiendo ver a músicos como Los Hermanos Cubero en festivales como el Sonorama, Monkey Week o Etnosur, estos músicos procedentes de Benalúa de Guadix se “quedaron” con la sala a base de un folk contundente, americano de las badland con letras ácidas, críticas, con sentido del humor y originales, en castellano para que quede claro cuál es el sentido de cada una de las frases. Con una puesta en escena tan original como toda la propuesta en sí y un sonido depurado supieron ganarse al público desde el primer tema y mantuvieron el ambiente festivo durante toda su actuación hasta el punto de que se les pidieran (y la organización les dejara hacer) unos bises tan bien acogidos como el resto de su bailoteada actuación.

Valoración: 9/10

Emer03

Los terceros en escena, un grupo de influencia reggae,  soul, funk y la experiencia acumulada tanto por los músicos que componen la banda como por la propia vocalista/compositora Inés y los Inesperados volvía a romper el mito de que este concurso está hecho por y para lucimiento de los grupos indies locales. Una puesta en escena muy setentera que remite a los grupos más discotequeros de la época. Supieron sacarle partido a la experiencia musical de Carlos Dingo (guitarra de Red Soul Community), la base rítmica de Jacobo García (batería) los teclados de Jose Aguilar (Los Portazos), el bajo de Ignacio García y a los coros la mismísima “Carmencita Calavera” (antes La Barca de Súa) junto a Sara Teva.

Una correctísima interpretación por parte de unos músicos experimentados y una cantante con buenas cualidades vocales en unos temas que iban tocando diferentes géneros a los que les van aportando un “granadinismo” que les da el toque diferenciador con respecto a bandas que se dedican a interpretar los mismos de una forma más clásica. En mi humilde opinión, un buen grupo al que les falta la originalidad y la chispa necesaria para destacar en un concurso como el Emergentes.

Valoración: 7/10

El próximo sábado más con  Carmencita Calavera y La Banda del Pantano, CopaTurbo (grupo afincado en Granada) y Éter (ya clasificados el pasado año) así que nada de relajarse en el sillón. Nos vemos en el Planta.

 

* Fotografía de “El Osombroso…” de Marta Valverde (recogida en su Facebook). 

La_Parade_4

Una apuesta dura, rotunda. Un cartel con el que pocos se hubieran atrevido. Hoy en día, con una tendencia a suavizar los ritmos hacer “metal”, “hardcore”, “post rock” y otras delicatesen no está de moda. Pero sí, en Granada todo es posible y dedicar una noche a los ritmos más arriesgados y destrozarse el cuello con las baterías más contundentes era la asignatura pendiente en los conciertos locales y para Rock On, extremar la propuesta, una deuda con los más radicales en cuanto a gustos musicales. El sábado fueron La Parade, los almerienses Jenna Suffers y Mademoiselle X. Un cartel “hard” en una noche no apta para sensibles.

Jenna_Suffers_1

Los primeros en dejarse la piel en escena, La Parade, lo hacían presentando su último trabajo “Voces del exilio” en la que la formación de Serjio Nevado (Guitarra/voz), Javier Vera (Guitarra), Aurelio Ávila (Bajo y coros) y Álvaro Mérida (Batería) centraron su setlist en el disco que promocionan en este momento y volvieron, no a sorprendernos, pero sí a dejarnos disfrutar de una puesta en escena impactante, una voz de las que perdura en los oídos una vez terminado el concierto y unas melodías que se mueven entre altibajos sonoros, guitarreo salvaje y cambios vocales que te vapulean y te dejan reposar para volver a revolverte una y otra vez.

Mademoiselle_X_1

Empezando con “Lo que fui, lo que soy”, tema en el que la música de La Parade se define y nos llega a través de una base rítmica potente que da paso rápidamente al desgarro en la voz de Serjio, temas como “Descarne” que comienza con un punteo de guitarra que te introduce poco a poco en el tema, “París ha caído” o “Mis antípodas” son una forma de planear sobre un disco donde todos los temas están bien elegidos para formar un trabajo compacto y con personalidad que les permite transmitir todo eso y mucho más en directo. Un final con Serjio tirado en el suelo, casi en éxtasis guitarra en mano, nos dejaba con una despedida muy coherente con el resto de su espectáculo.

Coyote_Djs_1

Tras ellos, desde Almería, los Jenna Suffers también traían nuevo trabajo, “A bunch of Batmans are dying lately”. Mucho más hardcore que la banda que les precedía en el escenario y con una puesta en escena acorde con lo que se espera de este tipo de bandas. Voces potentes y guitarras metaleras, seguirles el ritmo se convertía en algo imposible en un espectáculo basado sobre todo en los cambios bruscos, las subidas extremas y las paradas en seco. Un repaso a los siete temas de su disco y uno más que no se incluye en el mismo.

LEER MÁS

LAVIN Festival

Publicado: marzo 29, 2014 en CONCIERTOS

10155422_843419455673836_739674917_n

Si hace unos meses en Granada, andábamos un poco huérfanos de festivales que mirasen hacia la propia ciudad, de iniciativas que abrieran más puertas al directo y de oportunidades para los grupos noveles, asistimos ahora a al nacimiento de una serie de proyectos que, de afianzarse, podrían darle la vuelta a la situación y ampliar el radio de acción, hasta ahora centralizado en unos pocos puntos fijos a la vez que aumentar la cantidad y calidad de eventos musicales.

Ayer acompañábamos a los grupos y organizadores de un festival muy castizo, el Lavín Festival, creado para proporcionar otro espacio y nuevas opciones a grupos principalmente granadinos de todos los estilos. Se abría con un cartel donde se mezclaron el rock con el rock’n’roll, el rap y el metal rap como muestra de lo que pretende ser este encuentro musical que aspira a tener al menos un par de ediciones anuales.

Con un retraso más que generoso en la hora de comienzo los encargados de abrir la noche, RazzleDazzle, lo hicieron con un repertorio donde abundaban las versiones de pop rock y algún tema propio.

10013932_843632478985867_1695807880_n

Los que sí traían sus temas y muchas ganas de demostrar que están dispuestos a entrar en serio en el panorama musical fueron los FuzzDose, un grupo donde todos los componentes son jovencísimos pero tienen claro desde su comienzo cual quieren que sea su sonido y el camino a seguir para conseguirlo.

Con sonidos más setenteros, distorsiones y ritmos acorde a su proyecto musical, tocaron una intro y cinco temas y, aunque se les pidieron bises no pudieron hacer ninguno dado que el horario de la noche ya iba muy avanzado.

Abriendo con un tema instrumental para seguir con “Why brother with love?”, “A run to exile”, el “Tears of rage”, un tema que aún no tiene ni título y cerrando con el “No colours/the glow of sweeden”, Victor Ruiz (bajo), Andrés Candido (guitarra y voz), Guillermo Gálvez (guitarra), Manu Vico (guitarra) y Pablo Fernández (bateria y voz) ofrecieron un setlist coherente con su música y dejaron entrever las muchas posibilidades que tiene este grupo.

CAM03096

Tras ellos, cambio de tercio para pasar al rap que traen desde Málaga los Kinientoskilos y cerrar con el rap metal de Demagogia, un grupo local que conocíamos al haber compartido cartel con Humor Vítreo hace unos meses y que apuesta por los sonidos metálicos (a pesar de que la guitarra no sonó casi en toda la actuación debido a fallos técnicos) y las letras reivindicativas.

Finalmente, el grupo que cerraba el cartel, Milchakas, se cayó del mismo con lo que la responsabilidad del cierre correspondió precisamente al grupo que organizaba el evento al que vimos, sobre todo, con ganas de comenzar un nuevo ciclo de conciertos por y para la música granadina y al que le deseamos toda la suerte del mundo en este proyecto que comienzan.

Algunas fotos más en: https://www.facebook.com/Demagogiagrupo/posts/465721493557410

outself_1

Consolidando proyectos, demostrando que Granada quiere rock y que las noches, aunque sean de jueves, se pueden llenar de buena música, de directos impactantes y tener una gran acogida por parte del público. Así estábamos anoche en Planta Baja, con algo más de media entrada para escuchar a dos grupos, The Dry Mouths y Outself, que ya han compartido cartel con anterioridad y que venían con ganas de demostrar cuanto puede dar de sí un proyecto como el que están llevando a cabo Goetiamedia y Rock On para darle otro tinte musical a la ciudad.

outself_12

Con mucha puntualidad y cumpliendo estrictamente los rígidos horarios que marcan las salas, los chicos de Outselfnos sorprendieron dando más de lo esperado, estrenando temas en directo y afianzándose en el estilo que les caracteriza, dentro de una experimentación donde el sonido es un laboratorio en constante evolución y con el que encuentran tantas formas de combinar ritmos que, a este paso, las dos percusiones que llevan a cada escenario, se les van a quedar cortas.

thedrymouths_24

Haciendo el silencio con su “Ikea’s Theme song” que dejó expectante a una sala en la que se acumulaba la gente desde el primer momento del concierto, no dieron lugar a pensar que había unos teloneros sino dos pedazos de bandas compartiendo escenario. Los granadinos, a quienes se espera con muchas ganas su participación en elEmergentes 2014 (para el que se han clasificado) volvieron a tocar los dos temas que están sirviendo como adelanto de su trabajo en la red “Claim” y “Space Monkeys”, que podéis escuchar en su bandcamp para hacerse una idea de qué se traen entre manos.

thedrymouths_20

Con la voz de Luís Guillén (voz/guitarra), Julio Molina (guitarra), Alberto Valero (batería), Lucas Zegri (percusión, voces) y Juanma Vázquez (bajo), Outself nos dejaban, además de sus temas conocidos, en primicia,“Couchemardesque” y “Demon of the Hill”. Ambos dentro del sonido que les caracteriza, suponen sin embargo una acertada evolución en su forma de hacer música. Frescura y juventud, actitud y ganas de darle vueltas a todas las tuercas musicales que están apretando a fuerza de directos como el de anoche. Nueve temas en total para disfrutar de la buena música que están preparando para el que será su primer disco.

stand_1

Con el escenario y la sala ya calientes, la aparición de The Dry Mouths en el Planta marcó, sin dudas, el momento del sudor, de los cuellos rotos y las manos arriba. El momento de secarse las bocas y empaparse de cerveza y rock. Apoteósica apertura, característica de una banda en continuo movimiento dentro y fuera de los escenarios. Sus varios temas instrumentales dan mucha cancha para comienzos así donde no se echan en falta las voces porque la música ocupa todo el espacio. En permanente proceso creativo, quizás no tenga 4.444 temas (como afirmaba bromeando Juanjo desde la batería haciendo alusión al que iban a tocar), pero a este paso no tardarán mucho en tenerlos.

LEER MÁS