Archivos para noviembre, 2012

“FULL” en concierto en la Polaroid

Publicado: noviembre 28, 2012 en CONCIERTOS, MÚSICA

Polaroid Club se ha metido de lleno en el círculo de las salas que apuestan por los buenos conciertos en directo. Este fin de semana lo traen cargadito de música y el plato fuerte es “Full”, un grupo que ya estuvo en Granada tocando en el Alhambra Sound Festival, donde dejaron muy buen sabor de boca.

En el grupo participan  Javi Valencia (voz y guitarra), Bubby Sanchís (guitarra y coros), Baruc Narváez (bajo y coros), Jesús Gutiérrez (guitarra) y Jaime Gutiérrez (batería). Su primer EP, que contiene cinco temas y al que llamaron “7 meses en la caseta del perro” fue grabado en 2011 y desde sus comienzos ya habían dado en el clavo con el sonido que querían tener como banda.

El grupo, que le debe mucho a Javi Valencia, quien canta y compone los temas, y al buen hacer del resto de miembros del mismo, ha conseguido sonar con un directo que les sitúa muy por encima de su bagaje y su experiencia.

“Full” es un grupo en el que se dan cita múltiples influencias que han sabido condensar en sus temas produciendo un sonido propio, con personalidad.

Su último trabajo, “Bienvenido a Japón”, supone un paso adelante para el grupo. En el mismo, las guitarras, los ritmos y los temas en sí mismos son ahora su carta de presentación  de un grupo que elige bien los temas que van a grabar.

Al grupo les acompañan de teloneros la banda granadina Dorothy Perkins.

Este sábado abrirán la programación  de diciembre en la Polaroid, en un concierto que promete ser, como mínimo, interesante.

Lugar: Polaroid Club

Fecha: 1 de diciembre

Hora: 21 h. (apertura de puertas)

Precio: 6 € anticipada (Polaroid Club y http://www.ticketea.com) / 8 € taquilla

http://www.ticketea.com/full-en-granada-sala-polaroid-1-de-diciembre-2012

Ya está lista la segunda edición de LVB.
Para esta noche dos conciertos. Mihassan y We are Robots!

Guitarras y sintetizadores

Mihassan (Madrid)Ajenos a los métodos habituales, “Hassan” abraza el software en directo y las proyecciones visuales en su empeño por acercar el “Hágalo usted mismo” a los escenarios. No han abandonado sus contundentes instrumentos analógicos, pero en su huida hacia adelante, han encontrado una nueva receta llena de inmediatismo y arte bruto.
El trío, creado a comienzos de 2008 a partir de los restos de los mostoleños “Tom Verben”, planea ahora la grabación de un primer EP después de haber paseado su propuesta por diversas salas de la capital. Sus temas directos y su sonido raro no dan respiro a la audiencia.

http://soundcloud.com/mihassan
http://www.facebook.com/pages/MIHASSAN/73315483823?ref=ts&fref=ts

We Are Robots! (Granada)

“Sanders Sweet (voz, sintes) y Sergio Vela (sintes, programaciones)
Son dos robots programados para el ritmo, por sus circuitos saltan chispas de synth pop y electro pop ochentero, french disco y electro punk.

Sus canciones son como granadas nu disco, pequeñas bombas bombas detonadas con actitud punk. Imagina a unos Ladytron pero con los cables cruzados y no paras de bailarhttp://soundcloud.com/we-are-robots
http://www.facebook.com/pages/We-Are-Robots/115840031871411?ref=ts&fref=ts

entrada: 2 euros con una consumición
apertura de puertas 21:30h
servicio de bar en los intermedios -1 euro-

Salón de Actos CM Isabel la Católica – entrada por C/ Santa Barbara
aforo máximo 150 personas.

* Texto íntegramente copiado de su evento en Facebook.

El restaurante El Tragaluz, en la calle Nevot, acoge una exposición colectiva de obras salidas del taller de serigrafía de Christian M. Walter, muchas de ellas de la serie BBB-Las Vegas. Ángeles Agrela, Mauro Entrialgo, Equipo Límite, Pedro Garciarias, Alejandro Gorafe, Eugenio Ocaña, Miguel Rodríguez-Acosta, Juan Vida, Santiago Ydáñez, Simón Zabell o Jesús Zurita son solo algunas de las 30 firmas que decorarán hasta enero las paredes de este establecimiento. La exposición se podrá visitar en el horario de atención al público del restaurante, de 12.00 a 16.00 y de 20.00 a 00.00 horas.

El próximo viernes, 30 de noviembre, a las siete y media de la tarde, Rafael Calero presentará su nuevo libro, El llanto, la sangre, el fuego (Editorial Alhulia, 2012) en la bilioteca de Salobreña, acompañado por el poeta y profesor Miguel Ávila Cabezas, autor del prólogo, y quien se encargará de la presentación.

Fiesta “Mondosonoro” en Boogaclub

Publicado: noviembre 27, 2012 en CONCIERTOS, MÚSICA

Mondosonoro celebra sus 200 números editados. Doscientos números dedicados a la difusión de la música independiente y eventos relacionados. A través de su revista todos hemos descubierto algún grupo que nos ha llamado especialmente la atención o hemos conocido la fecha de los conciertos que nos interesan.

Ahora celebran este acontecimiento uniéndose a GPS (Girando por salas) con la celebración de ocho conciertos, en Las Palmas de Gran Canaria, Valencia, Zaragoza, Barcelona, Ferrol, Santander, Madrid y ahora en Granada, en la BoogaClub.

Para este evento nos traen a Dead Capo y Pájaro Jack en un concierto que estará precedido por una mesa redonda bajo el título “200 mondos y lo contamos”.

Dead Capo surge en 1999, a raíz de la separación de “Insecto”. Desde entonces se han dedicado a hacer  música instrumental de difícil clasificación. Su primer trabajo, Díscolo, fue una mezcla de estilos donde convivieron el jazz, el swing, el rock, las bandas sonoras del eje Mancini-Schiffrin-Barry-Rota, el surf, el lounge, el funk, el blues. En enero de 2011 Dead Capo publicó un EP que  incluía su particular versión del tema “Atraco a las 3” y un tema nuevo, “Carnaza”.

En estos momentos, el grupo está en plena gira de presentación de “Sale” (Lovemonk 2012), en el que versiones de clásicos del jazz (Monk, Coleman) se mezclan con recreaciones de bandas sonoras (Blade Runner) y temas propios. Su música es el resultado de múltiples influencias.

Junto a ellos Pájaro Jack, grupo nacido en Granada a principios de 2009 que traen una mezcla folk-indie muy interesante. Con sus primeras canciones se auto produjeron y  sacaron su primer EP “Las Luces”, con el cual consiguieron ser reseñados en  medios especializados como Radio3, así como ganar varios concursos a nivel nacional: Grupo revelación nacional 2010 del concurso de maquetas de “La merienda” (Festival Contemporánea); Finalista Levis Unfamous Music Awards 2010; Finalista entre los 25 mejores elegidos por el jurado del Festival Contempopranea; Ganadores del concurso Circuito de Pop-Rock de Andalucía “Desencaja 2010” (IAJ/Junta de Andalucia)

Con “En los días de calor” EP, grabado y producido por Paul Grau (Gizmo 7) el grupo quiere acercar el folk americano y británico de los ’60 y ’70 al castellano.

Ambos grupos pondrán la nota musical en esta celebración a la que están invitados todos los lectores y aficionados a la buena música.

Lugar: BoogaClub

Fecha: 29 de noviembre

Hora: 21,30 h.

Entrada libre hasta completar aforo.

* Información de los grupor obtenida en su mayor parte de sus respectivas webs.

 

Tarde mágica en Rembrandt

Publicado: noviembre 26, 2012 en EVENTOS

Coincidiendo con la celebración del  HocusPocus Festival, Rembrandt ha ofrecido dos tardes especiales (sábado y domingo) en las que poder disfrutar de un café mágico con Hugo Maximiliano y Óscar Vallhonrat. Si bien, reconozco no ser muy aficionada a la magia tengo que decir que la experiencia ha sido estupenda y que, tras ver a este par de artistas haciendo posible lo imposible, me planteo seriamente acudir más a este tipo de eventos a los que, parece ser que, Rembrandt Club piensa dar más oportunidades. Ayer, entre cartas, cuerdas de múltiples cabos y pañuelos, la tarde del domingo se hizo verdaderamente muy amena. Esperemos que no sea la última.

Hugo Maximiliano

Desde que Hugo descubrió el maravilloso mundo de la magia supo que su pasión era la magia de cerca y desde entonces no se ha alejado ni un minuto de su compañera de viaje, la baraja de cartas.
Óscar Vallhonrat
Como su propio nombre indica, es residente en Granada pero natural de Tarragona, donde inició su afición al ilusionismo. Fue allí donde empezó a sorprender a sus familiares, amigos y profesores y donde poco a poco fue descubriendo su pasión por la magia con cartas hasta hoy.

Lo de Corizonas en la noche del sábado fue sencillamente apoteósico. Uno de esos conciertos de los que uno se arrepiente de no haber ido o guarda en la memoria como uno de los grandes eventos del año. Sobre todo, teniendo en cuenta, que Corizonas tiene presumiblemente una fecha de caducidad que devolverá a sus componentes de forma definitiva a sus grupos originales, Los Coronas y Arizona Baby.

En la Tren, tras abrirse el telón y comenzar a proyectarse una serie de imágenes llenas de fractales y mensajes subliminales aparece en el escenario  Rubén Marrón entre una nube de psicodélicos riffs, haciendo gala de que es un virtuoso con la acústica a pesar de que después, en medio de la variedad de instrumentos y sonidos que se apropian del espacio, pasa más desapercibido.

Tras él, David Khahe a la guitarra, Yehven Riechkalov con su trompeta, Javier Vacas, quien está impresionante con el contrabajo en este grupo además de tocar el bajo eléctrico, Fernando Pardo también a la guitarra y Roberto Lozano “Loza” quien ocupa su sitio en la batería para comenzar un ritmo continuo, cual tambor de guerra, que marca la cadencia de un intro absolutamente hipnótico al que le pone el punto psicodélico el propio Javier Vielba theremín en mano, para dar paso, poco a poco y de forma espectacular al “Hey, hey, hey” que abre también su disco “The news today”.

A partir de ahí todo comienza a desbordarse porque no es un concierto de los que va de menos a más, es de los que empieza en el más y alcanza un nivel difícil de igualar. Desbordantes de energía, con una fuerza y una capacidad increíbles, los temas del disco suenan amplificados, más potentes, con arreglos propios del directo y esa personalidad que le imprimen los miembros de Corizonas a cada canción que tocan.

Haciendo gala del buen humor que les caracteriza, bromeando sobre el origen del grupo, la ropa que llevaba Vielba el día en el que ambos grupos se conocieron o echando a Black Sabbath la culpa de que existan Corizonas, en el escenario se les ve disfrutar haciendo música tanto o más de lo que hacen disfrutar al público. Esas cosas se notan, cuando ves músicos que sonríen, bromean y se comunican con esa fluidez con la gente. Se les veía pasarlo bien y eso a la gente también le llega.

Mucho baile, animado por la capacidad de mover a las masas que tienen tanto Pardo como Vielba y buena selección musical, tanto de los temas de su propio disco, como versiones. Entre los primeros no faltó casi ninguno y sobre todo estuvieron presentes los más emblemáticos como “Run to the Woods”, que ya había comenzado a cantar el público antes que el propio grupo, al escuchar los primeros acordes, “The Falcon Sleeps Tonight”, con la presencia incontestable de la trompeta de Riechkalov o “I wanna believe”.

Tampoco faltó en el repertorio “Hotel Room”, el tema más “tarantinesco” del disco, la instrumental “El Rancho” cargada de aires fronterizos, su “I am (what I am)”, una magnífica interpretación de “The queen of hearts”  junto a esa revisión que ha hecho Corizonas de temas que para ellos son especiales y que ahora suenan como si hubieran sido suyas desde siempre “al estilo Corizonas” con esos ritmos, punteos y acordes que enlazan de forma impresionante.

Además de estos temas propios de los que, el público, que ya conoce a estas alturas casi todos sus estribillos y los coreaba con unas ganas que valieron los comentarios de Pardo y Vielba sobre los mismos, tocaron versiones que enriquecen significativamente su repertorio, como el “Everybody knows this is nowhere” de Neil Young, el “Whish your were here” de Pink Floid, una “Poison Ivy” de Los Rebeldes del Rock castellanizada, la espectacular “Pushing too hard” de The Seed cantada estupendamente por “Loza”, el “Supernaut” de Black Sabbath, el “Piangi con me” de The Rokes versionada en italiano o la siempre celebrada “Shiralee” de los propios Arizona Baby.

Todo ellos, con la clásica pausa en la que los grupos se retiran y la gente se deja la voz pidiendo que vuelvan, esta vez con una fuerza y unas ganas que no veía en una sala hace tiempo. Así, dieron la oportunidad nuevamente al Sr. Marrón de dejar fuera de juego al público con el dominio de la acústica y el sentimiento que este guitarrista le imprime a los temas que toca con ella.

Algo más de hora y media de concierto en el que el guateque sesentero y el rock conviven en un mismo escenario codeándose con el country, el folk, el garage y “los temas de amor” para conformar un concierto irrepetible en la que el grupo se despidió como había empezado, de forma apoteósica, convirtiendo una despedida en una fiesta.

Despidiéndose con el cantante bailando y saltando entre el público, con  los coros de la gente que le rodeaba, el feed-back que se consigue cuando se tiene el carisma de este grupo y se sabe que, a pesar de ser el grupo revelación del año, haber cosechado éxitos en todas las salas  que han pisado y crear gran expectación cuando llegan a una ciudad, saben, como pocos, ponerse a la altura de su público.